Domingo, 27 Mayo 2018 21:35

Escándalo con resistencia en el INCAA por malversación de fondos

Con respecto a una serie de irregularidades administrativas denunciadas en el Instituto Nacional de Cine, donde hay en juego una suma cercana a los 7 millones de pesos,  se separaron de sus cargos a cinco funcionarios gerenciales, la entidad dependiente del Poder Ejecutivo. En tanto, según se supo en las últimas horas que uno de los gerentes, Bernardo Bergeret, negó terminantemente haber renunciado y denunció una maniobra para apartarlo de su cargo de gerente de Relaciones Internacionales, que ejerece desde hace 13 años.

Así las cosas,  la entidad este fin de semana emitió el siguiente comunicado:

" En relación a los hechos de público conocimiento, el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA) informa que el día 11 de mayo de este año comenzó a circular una denuncia anónima, en la que se manifestaba que entre enero y abril del año en curso se habrían malversado fondos del INCAA por un total de $6.487.600 en gastos de imprenta originados en requerimientos de la Gerencia de Relaciones Internacionales, y se adjuntaban quince expedientes con las facturas y un listado de funcionarios y proveedores involucrados.


El correo fue remitido de inmediato por las autoridades del INCAA a la Unidad de Transparencia Institucional (UTI) creada por esta gestión para asistir en la implementación de políticas activas de integridad, transparencia, detección y control de hechos de corrupción. La UTI, un canal abierto que nos permitió reaccionar de manera eficiente, elevó así un informe preliminar en el que manifestó la gravedad de los hechos denunciados y la verosimilitud de los dichos del denunciante en cuanto a la comisión de irregularidades en la gestión de esas adquisiciones.


Puntualmente, el informe destaca que se habrían realizado gran cantidad de contrataciones directas con el mismo objeto, originadas todas en el mismo sector requirente, en un breve período de tiempo y por montos inferiores a $500.000, en las que se habría eludido la celebración de licitaciones, sustrayéndolas del control de las autoridades superiores. También se habría constatado que ninguno de los expedientes de contratación indicados en la denuncia fue remitido a la Gerencia de Asuntos Jurídicos a los fines de que emita el dictamen previo pertinente.

En virtud de lo dictaminado por esa unidad y la gravedad de los hechos denunciados, se suspendieron los pagos pendientes de ejecución y las órdenes de compra vigentes. Al mismo tiempo, se resolvió abrir actuaciones sumariales para determinar la eventual responsabilidad en que pudieran haber incurrido los funcionarios implicados, a quienes se desplazó de sus funciones. Se decidió aceptar las renuncias del gerente de Relaciones Internacionales, Bernardo Bergeret, y del gerente de Administración, Nicolás Yocca; se rescindió el contrato de la abogada Sandra Menichelli; se suspendió a Alejandro Righini de la Coordinación de Internacionales y se apartó a Pablo Maggioni del área de Compras. Asimismo, se puso en conocimiento de estas irregularidades a la Oficina Anticorrupción.
 

Estas irregularidades ya fueron denunciadas ante la Oficina Anticorrupción. Estamos construyendo un INCAA ágil, capaz de dar respuestas, sostenible y transparente."
 
 
Facebook: @INCAA.Argentina - Twitter: @INCAA_Argentina - Instagram: @INCAA_Argentina