Lunes, 25 Septiembre 2017 16:35

Imputaron a Adrián Suar por su película futbolera

La denuncia fue realizada por el autor del libro "Enfermo de fútbol", que acusa a Suar, Marcos Carnevale y José Levy de haber copiado frases y escenas exactas de su creación en "El fútbol o yo".

Adrian Suar fue imputado en la causa que investigará si él y Marcos Carnevale plagiaron el libro “Enfermo de fútbol”, del periodista Daniel Frescó.

Hace diez días, el fiscal Martín Mainardi determinó que debe realizarse un peritaje para establecer si el guión de la película de Suar, estrenada en agosto pasado y que hasta ahora tuvo unos 990.000 de espectadores, fue un plagio del libro de Frescó.

El fiscal, que tiene delegada la investigación por parte del juez de Instrucción Guillermo Carvajal, solicitó a la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires que designe un perito. Hizo lo mismo con la Sociedad Argentina de Escritores, que deberá designar dos expertos. Se formará un jurado de tres personas para determinar si hubo plagio.

Frescó presentó una denuncia antes del estreno de la película El fútbol o yo. Pidió que se investigara lo que consideraba el plagio de su novela. Había basado su sospecha en el tráiler de la película que casualmente lleva como título una frase textual de su libro.

Una vez que pudo ver la película en una sala de cine, el autor ratificó sus sospechas: "El núcleo de la historia, la línea argumenta que le da sentido al filme es similar a mi novela publicada en diciembre de 2015. Hay similitudes notables en las características de los personajes principales de ambas obras y en diferentes situaciones, diálogos y escenas que están en la novela y aparecen en la película", dijo Frescó.

Patrocinado por el abogado Pablo Slonimsqui, se constituyó como querellante y designará un perito de parte para analizar el guión. El protagonista de la novela de Frescó, Jesús José Miranda, pierde su trabajo, deja de ver a parte de su familia, compra un sillón y un televisor enormes y se dedica tan solo a mirar partidos de fútbol de todas las categorías y los continentes.

El autor del libro Enfermo de fútbol había denunciado que al "estar en la fase final de la escritura de la novela y en negociaciones con distintas editoriales para su publicación, le expliqué -a Levy- que prefería culminar esa etapa para sí después entregarle mi original. En ese momento incluso me afirma que posee una editorial y me propone que analice la posibilidad de editarla con su sello". Desde aquel día de la entrega del ejemplar, Frescó no tuvo más noticias de Levy. Pero cuando supo que Suar estaba filmando una película con un argumento muy parecido al de su libro, comenzó a sospechar.

Suar realizó declaraciones al respecto en diversos medios:

-"La película empezó porque nosotros compramos los derechos de una película belga, pero de eso tomamos solamente 20 minutos que es la parte a donde el personaje va a alcohólicos anónimos, hicimos nuestra versión argentina, porque hay muchas cosas de la película belga que no me gustaban".

-"El resto son lugares comunes que deben tener todas las películas de género, como así también las de guerra".

-"Nosotros recreamos la película, que es un tipo al que le gusta el fútbol, así que es muy difícil que haya algo parecido, debe haber coincidencia con la película belga y el autor que escribió el libro".

-"Yo al autor no lo conozco, nunca tuve contacto".

-"Es muy difícil comprarle los derechos a otros y plagiar al mismo tiempo. Entiendo que pueda pasar que alguien se crea dueño de algo y que se sienta dolido, porque me imagino que el libro está relacionado con el fútbol, pero siempre con ese tema vamos a encontrar similitudes".

-"Si hiciéramos una película de guerra, seguramente en varias encontraríamos similitudes de dichos y frases, el género de suspenso tiene temáticas y estructuras que seguramente también van a coincidir en distintos films. En este caso, sé que todo está en manos de la Justicia".